Carta a la presidenta del Congreso colombiano
Fecha: 2007 08 02
Grupo: Ejército de Liberación Nacional (ELN)
País: Colombia
Categoria : Comunicado
 Logo del Grupo:


 Ficheros del Artículo:

Este Comunicado no posee ningun fichero


CARTA A LA PRESIDENTA DEL CONGRESO COLOMBIANO

Agosto 2 de 2007

Senadora Nancy Patricia Gutiérrez

Presidenta del Congreso de la República

E.S.D.

Atento saludo.

Dentro del interés compartido por Usted, para que el Congreso de la República participe y acompañe esta búsqueda de la Solución Política del conflicto colombiano, que hacemos desde la Mesa de diálogo Gobierno-ELN, queremos compartirle algunas reflexiones, a la vez que colocamos en sus manos varias propuestas para el país.

El presidente Uribe reconoce que en Colombia sufrimos un conflicto económico, social y político-militar, de donde se desprende que su solución debe ser un proceso participativo, integral, sistémico y original, que equivale a buscar la Solución Política de este conflicto.

Hoy es evidente que hace crisis el esquema de buscar la paz, que se usó con los paramilitares. Hizo crisis porque no tuvo en cuenta a la sociedad, quien es la que sufre el conflicto. Este esquema seguirá en crisis hasta hundirse definitivamente, si no se rectifica ya, esta ausencia de pueblo en un diálogo necesario para superar definitiva y completamente la tragedia nacional que vivimos.

Hemos escuchado los planteamientos del presidente Uribe, para convocar a un Referendo y expedir una nueva Ley, que saque a flote el proceso de legalización de los paramilitares, pero consideramos que estas medidas no serán efectivas porque comprometen esfuerzos tras propósitos parciales, con intereses sectoriales, cuando lo que requiere la crisis nacional, son soluciones de país y atención a los problemas de las grandes mayorías.

Este debate sobre el carácter político del paramilitarismo es histórico y puede ser una oportunidad para que logremos un consenso, sobre cuál es la Solución Política que más le conviene a la patria. Este es un debate eminentemente político, que solamente al final tendría forma jurídica. En este debate hay que enarbolar convicciones éticas y políticas, ubicándonos en la realidad colombiana, empapada en sangre por este desgraciado conflicto.

Junto al debate, Colombia reclama hechos de paz. Otros países, el Estado y todas las fuerzas políticas somos corresponsables de la crisis en que está sumida la nación y en consecuencia, debemos asumir una responsabilidad proporcional a la afección que hemos hecho a la sociedad colombiana. A partir de todos y cada uno de los actores de este conflicto, deben originarse los hechos de paz, que progresivamente vayan llevando alivio humanitario y respaldo a la participación protagónica, de la mayoría de los colombianos en la construcción de la Solución Política del conflicto.

No sería un hecho de paz que el Congreso de la República respaldara el cuarto intento por darle estatus político al paramilitarismo. Escuchamos con atención el fallo de la Corte Suprema de Justicia al respecto y proponemos al país reflexionar a conciencia, sobre lo funesto que sería para nosotros como nación, aceptar la tesis que insiste en que, como la mafia sustituyó al Estado en muchas regiones, entonces la mafia es sediciosa y en consecuencia lo que hizo la mafia paramilitar, es un delito político.

Proponemos más bien que en un Referendo sobre la Solución Política concluya una intensa etapa de movilización y participación de la sociedad colombiana. Además, que en un futuro próximo, sellemos con un ejercicio constituyente, un auténtico Tratado de Paz entre los colombianos.

Llamamos a la conciencia y al buen razonamiento del Congreso de la República para que este debate y búsqueda de hechos de paz, no se cierre en un Acuerdo sobre reajuste del gabinete ministerial, como los acostumbrados cada año, los 7 de agosto.

Cordialmente,

Pablo Beltrán.

Jefe de la Delegación del ELN en la Mesa de diálogo.

© 2006 - Cedema.org - CENTRO DE DOCUMENTACION DE LOS MOVIMIENTOS ARMADOS