XV Congreso del Partido Comunista de Colombia (marxista-leninista)
Fecha: 2000 06 01
Grupo: Partido Comunista de Colombia (marxista-leninista) / Ejército Popular de Liberación (EPL)
País: Colombia
Categoria : Comunicado
 Logo del Grupo:


 Ficheros del Artículo:

Este Comunicado no posee ningun fichero


Comunicado de prensa:

EL PARTIDO COMUNISTA DE COLOMBIA (MARXISTA-LENINISTA),
REALIZO VICTORIOSAMENTE SU XV CONGRESO

En medio de la alegría de varias decenas de delegados de los distintos rincones de Colombia, discurrieron las deliberaciones del XV Congreso de Partido Comunista de Colombia (marxista-leninista).

La presencia y los saludos de miembros de la Conferencia Internacional de Partidos y Organizaciones Marxistas-leninistas, los acordes de la internacional y vivas al combativo Ejército Popular de Liberación, vivas a la firmeza de nuestros presos políticos y a los compañeros del Partido y el EPL caídos en la lucha; dibujaron desde la inauguración el gran marco de unidad y confianza en la victoria que caracterizó todo el desarrollo de tan histórico evento.

Los marxistas-leninistas de Colombia condenaron la dependencia e injerencia del imperialismo, especialmente del norteamericano, indicando la gravedad que revisten el Plan Colombia y los acuerdos con el Fondo Monetario Internacional aprobados por Washintong con el apoyo de Pastrana.

Anotó el Congreso, que también se intensifica el fascismo con el mayor recorte de los pocos derechos políticos de organización, movilización y huelga, al tiempo que se incrementa el gasto militar y siguen los preparativos de invasión yanqui con la base militar de Manta, Ecuador, y tropas mercenarias en esa frontera.

Analizada la negativa de Pastrana a dialogar con el EPL; el XV Congreso, sin renunciar a su política de paz con justicia social, decidió retirar su propuesta de diálogo.

Así mismo, se definió la conveniencia de participar en las próximas elecciones municipales con candidatos, allí donde haya condiciones políticas favorables; o abstención, o boicot, donde no existan, según el examen de los colectivos partidarios de cada municipio.

La alegría de los comunistas tenía de fondo no sólo las luchas del pueblo colombiano, también los éxitos del pueblo ecuatoriano, y las confrontaciones populares en Venezuela, Perú, Bolivia y países de otras latitudes del planeta.

Así mismo, los congresistas expresaron su firme apoyo al Paro Cívico Nacional del 3 de agosto del 2000, lo impulsarán como acción política unitaria y combativa, para alcanzar mejores niveles de unidad el la lucha contra el régimen y lograr importantes reivindicaciones económicas, sociales y políticas.

Creen que esto facilitaría avanzar hacia el logro táctico de la convocatoria de una Asamblea Nacional Constituyente al servicio del Pueblo, y de un gobierno democrático-popular patriótico antiimperialista. Los marxista-leninistas, ven muy importante continuar los esfuerzos unitarios de los demócratas y revolucionarios.

Esta alegría no logró ser empañada al registrar los graves ataques de las FARC a varios frentes del EPL, organización guerrillera que se guía por la política y el programa del Partido Comunista de Colombia (marxista-leninista). La indignación ante tanta saña, tampoco hizo perder la serenidad a los congresistas y decidieron continuar dando un tratamiento político a tan inaceptable conducta de la jefatura de los frentes de las FARC, buscando un pronunciamiento de su Secretariado.

Simultáneamente, decidieron hacer la denuncia firme de las implicaciones políticas de tales comportamientos, invitando al movimiento progresista, democrático y revolucionario del mundo, a contribuir a detener tan repudiable baño de sangre de revolucionarios.

El Congreso ratificó, una vez más, la validez de la lucha armada y su compromiso con la que lleva adelante el EPL, así como con el impulso del ejercicio de la violencia revolucionaria de las masas.

El internacionalismo proletario es otro punto clave del ideario de los comunistas, que el Congreso quizo resaltar. Se afirmó en esos compromisos y en el continuar impulsando la lucha antiimperialista y por el socialismo en América Latina y el mundo.

El certamen concluyó con la elección democrática de su Comité Central, luego del periodo de la Dirección Nacional Provisional, constituida como organismo transitorio luego de la fulminante expulsión de los miembros del Comité Central que abandonaron los postulados de la organización pretendiendo liquidar al EPL y conducir al partido por el camino de la conciliación de clases con la oligarquía y el imperialismo.

Los marxista-leninistas enviaron saludos a los mandos y combatientes del Ejército Popular de Liberación, a Francisco Caraballo y a los demás comunistas presos en Colombia y el mundo, así como a los presos del EPL.

También saludaron a los revolucionarios, el proletariado y demás sectores populares de Colombia, al movimiento comunista internacional agrupado en la Conferencia Internacional Marxista-leninista y al movimiento revolucionario internacional agrupado en distintas formas de lucha.

Las sesiones concluyeron siempre coreando su histórica consigna ¡COMBATIENDO UNIDOS VENCEREMOS!, y con vivas al EPL, que apoyó decididamente la preparación y realización del XV Congreso, con presentes a sus héroes caídos en la lucha y a los detenidos en las mazmorras del régimen.

Luego de entonar la internacional, los congresistas dieron por terminadas sus deliberaciones. Fieles al principio del centralismo democrático, marcharon con entusiasmo a poner en práctica las decisiones tomadas, en todos los frentes y lugares de trabajo.

Comité Ejecutivo Central

Colombia, junio del 2000

© 2006 - Cedema.org - CENTRO DE DOCUMENTACION DE LOS MOVIMIENTOS ARMADOS